Jaume I conquista la Escuela Infantil de Loriguilla

El 9 de octubre es el Día de la Comunidad Valenciana, el día en que celebramos que Jaume I conquistó la ciudad de Valencia y formó el Reino de Valencia.

Este año, la escuela infantil ha sido conquistada por nuestros particulares Jaumes I, que debidamente ataviados con sus capas, sus espadas y sus coronas, se han lanzado a la conquista de la Escuela Infantil de Loriguilla.

escuela-infantil-loriguilla-9octubre-02-min

Los pequeños lo pasaron muy bien jugando a caballeros andantes y también escuchando la historia del rey valenciano, de la bandera y del escudo.

escuela-infantil-loriguilla-9octubre-03-min

Pero hay una cosa que quizá no sabéis… ¿Conoces la importancia que tuvo el murciérlago en nuestra historia? Esta es la teoría publicada en el Blog de Hay otra Valencia:

Cuenta la leyenda que el rey Jaume I estaba acampado en las cercanías de Valencia en su intento de arrebatar el control de la ciudad a los moros. La ciudad estaba sitiada por las tropas catalanas y aragonesas.

Una noche, dormía el ejército cristiano tranquilo y confiado cuando se oyó un sonido muy extraño en las proximidades de la tienda del mismo rey. Un soldado que oyó el misterioso ruido corrió a despertar al rey que de inmediato dio la orden de que estuvieran todos alertas y vigilantes.

Fue entonces cuando alguien descubrió que el ejército moro se hallaba muy cerca del campamento, emprendiendo un ataque sorpresa contra las tropas de Jaume I. Rápidamente, tomaron todos los soldados las armas para presentar la batalla al ejército moro. La lucha fue terrible, los moros sufrieron un número elevado de bajas que les obligaron a retirarse. El ataque sorpresa, casi a la desesperada había sido rechazado.

Al acabar la batalla, se quiso saber el origen de aquel misterioso sonido que había puesto en guardia al ejército cristiano cuando descubrieron que había sido un murciélago, el que había estado golpeándose a sí mismo en un tambor y tirando al suelo algunas armas que habían provocando el misterioso estruendo que habían escuchando en mitad de la noche.

En agradecimiento al murciélago, Jaume I hizo poner al murciélago en la parte más alta del escudo de la ciudad de Valencia.

No hay comentarios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

diecisiete − 11 =